2/12/15

La Bella y La Bestia: El Musical

Un sueño hecho realidad tres veces


He tardado en tener esta entrada lista, pero al fin llegó el momento.

Siendo honesta con vosotros, la he revisado a lo largo de meses (aunque podría decir años), añadiendo o modificando cosas, pues quería que llevara todo lo que quería contar. Es bastante evidente que tenga los recuerdos un poco distorsionados, porque el primero que vi fue en Madrid fue hacia el año 2002 en el Teatro Lope de Vega. Volví a Madrid, a Coliseum hacia 2008 si mal no recuerdo y, en el año 2014 lo trajeron a Málaga, por lo que volví a ir.


Tenía intención de enseñaros lo que compré en su día, pero ahora mismo tengo las cosas guardadas así que casi que mejor os las cuento: una sudadera negra, con el icono de la Bestia como veis en el cartel (que la uso para dormir); el CD del Musical y un libro fantástico donde vienen todos los entresijos del mismo, backstage, caracterización, sistema de iluminación, reparto, etc. Además de guardar aún los programas de los tres años en que he podido disfrutar del musical en sí.

Para que no quede exageradamente largo, quiero hablaros de mi experiencia general y las particularidades que encontré en los tres espectáculos, así como las diferencias. Aunque, antes de nada, debo deciros que tenía una increíble expectación para con Gastón, interpretado por Pablo Puyol y a quien no pude ver en ninguna de las ocasiones: en los dos primeros, estuvo lesionado; en el tercero ya no interpretaba este papel... Una lástima; no sabéis cómo me fastidió el asunto oye...

Julia Möller y David Ordinas
Año 2002 - Madrid 

Estrenándose en 1999 y con más de 900 reproducciones hasta esta fecha, el Lope de Vega se convirtió en el Teatro de acogida para uno de los más exitosos musicales. De hecho, fue una reproducción exacta del musical en Broadway y, de verdad, no os podéis imaginar la maravilla que supone que fuese así (porque, tras él, he notado mucho los cambios). Estos no sólo en el reparto de papeles a diferentes actores, sino también en lo que respecta al escenario y la ornamentación general, tanto en el decorado como en la indumentaria. Os puedo asegurar que fue bestial (y nunca mejor dicho).

Un auténtico gustazo, un deleite visual enorme que no tengo palabras para describir lo que sentí. Me emocioné como una enana, reviviendo cada escena de una de mis películas favoritas de la infancia. Aún se me ponen los vellos de punta recordándolo... No podré describirlo mejor, ni mostraros realmente lo que supuso, pero os aseguro que no se olvida y, quien hubiera podido disfrutarlo, sabe a lo que me refiero.




Año 2008 - Madrid

La mejor anécdota que os puedo contar es la que respecta al tema Pablo Puyol que os anticipaba al principio del post. Jamás pensé que tendría otra oportunidad, pero las ansias de una madre por cumplir los sueños de sus hijos son incansables y, una vez más, tuvo el detalle de regalarnos esta ilusión por segunda vez. Las ganas iban en aumento y mis propias ansias por creer que esta vez sí podría ver a Pablo interpretando a Gastón me las quitaron de un plumazo al anunciar a los sustitutos minutos antes de empezar la función... ¡No sabéis lo mal que me sentó!

Eso pudo hacer quizá que me desanimara un poco al principio, que me fijase en los cambios con ahínco, pero si creéis que no lo disfruté y me emocioné como si no conociese la historia o no hubiese visto anteriormente el musical, os equivocáis. Bien es cierto que la diferencia era notoria, pues el Teatro Coliseum es mucho más pequeño y se tuvo que reducir tanto los escenarios como el número de actores. Eso se notó muchísimo en el momento de "El Festín" el cual, siempre estupendo, no tiene comparación con el numerazo de Broadway... También eché en falta el inicio, pues en el primero hubo cabida para un espectáculo impresionante al inicio de la obra con la Hechicera y su transformación, al igual que con la transformación de la Bestia... ¡No digo más!

Aquí, el papel de Bestia lo interpretó David Ordinas nuevamente si mal no recuerdo y Bella lo repetía Julia Möller, así como Lefou siempre lo he visto encarnado por el magnífico Raúl Peña. Mucho más que destacable el papel de Lumière en cada una de las actuaciones que he podido ver, sencillamente memorable; Esteban Oliver como Din Don, así como el resto, pues todos y cada unos tienen su momento de protagonismo, un hecho que me encanta que ocurra en los musicales.





Año 2014 - Málaga

El Teatro Cervantes acogía este musical en mi tierra, un hecho que jamás creí que fuera posible y mucho menos que volviese a asistir. Otro regalo de mi querida madre, quien no se cansa de hacerme sonreír... Sin embargo, no imaginaba cómo solventarían el tema del espacio (también reducido) para traer este espectáculo. El resultado fue magnífico, creo que solventaron excepcionalmente bien el tema del atrezzo y aprovecharon el escenario con maestría. 

Y si creéis que por tenerlo tan mamado, saberme la historia de memoria por la película y por ser la tercera vez que veía el musical, os equivocaríais de nuevo. Cada uno es diferente, te envuelve de tal manera en su magia que emociona desde el principio, además de ser emotivo, muy divertido y visualmente espectacular

Para esta ocasión, Talía del Val encarnaba a Bella e Ignasi Vidal a la Bestia




Por lo demás ¿qué podría deciros? Si es que ha sido un sueño hecho realidad... por triplicado. Simplemente animaros a que, si tenéis la oportunidad, por mínima que sea, de verlo ¡no dudéis en hacerlo! Aunque a estas alturas no sé si volverán por España.

Además, no sólo encontraréis el ritmo y las canciones adaptadas de la película, sino que hay añadidos para el propio musical, como la bellísima letra de "Un cambio en mí" y "Si no puedo amarla".






Si alguno habéis tenido ocasión, ¡contadme! Me encantaría saber vuestras opiniones al respecto.


PD: Tras encontrar este vídeo, puedo decir que he visto 4 veces el musical. 
La calidad de imagen no es demasiado buena, pero está completo y es... ¡mágico!


6 comentarios:

  1. Tiene que ser maravilloso, me encantaría poder verlo. Un besote :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo es. Es mágico y perfecto.
      Al menos, podéis verlo ahí.

      Un beso.

      Eliminar
  2. Hola :) YO QUIERO, adoro los musicales la verdad. El año pasado pude ver el de Los Miserables en Gijón, y lo disfrute como un enano. Un besin^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me lo creo, Los Miserables es demasiado... Yo adoro los musicales y voy a todo el que puedo. Lástima que la mayoría no salen de Madrid.

      Si tienes ocasión, aunque por lo pronto ya dijeron que no volverían a España, te recomiendo lo veas aunque sea por ahí.

      Un beso.

      Eliminar
  3. Los musicales no me van mucho.

    Saludos

    ResponderEliminar

Anímate a comentar, compartir impresiones, dudas o sugerencias.
Únicamente espero que haya respeto, tanto por el administrador del blog como por el resto de usuarios.

No se admitirán insultos, ni nada por el estilo. Los comentarios ofensivos serán borrados automáticamente.

Absténganse de comentar los que muestran no haber leído la entrada, no tengan nada de añadir y/o decir, ni aquellos que únicamente pretendan dar publicidad a su blog.

Contesto TODOS los comentarios, en cuanto tengo tiempo.

¡Gracias y un cordial saludo!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...